5 parroquias donde sus habitantes son doblemente gallegos

Hay quien puede presumir de gallego por partida doble: son los habitantes de cinco parroquias denominadas Galegos de los ayuntamientos de Láncara, Navia de Suarna, Frades, Lalín y Riotorto, y de otros lugares o aldeas en Meira, Vedra o Pantón: ¡galegos de Galegos!

Reafirmar el origen o ascendencia gallega de unos antiguos moradores o fundadores es, cuando menos, curioso para un lugar de Galicia. Por eso, fueron diferentes las teorías que se expusieron para explicar algunos de estos topónimos. Nicandro Ares los hace derivar de un patronímico, esto es, el sobrenombre o signum personal medieval Callaicus / Callaecus. El argumento se basa en que si hubo un general romano Iunius Brutus Callaicus es probable que hubiera más personas con ese sobrenombre, especialmente en fechas tempraneras cuando aún no estaba generalizada la forma Gallaicus o Galegos para referirse a los habitantes de todo el territorio.

Cabeza Quiles, sin descartar esta opción, ve en algunos de estos topónimos Gallegos una forma de distinguir los moradores de un lugar en oposición a los de otro próximo. Este sería el caso de la parroquia de Galegos de Láncara, situada no muy distante de la de Toldaos, donde habría un grupo importante de personas emigradas desde Toledo, de ahí el nombre; o también de la aldea Galegos de Vedra, situada bien cerca de una otra llamada Cumbraos, poblada en el origen posiblemente por habitantes de Coímbra.

Pero esta última explicación no se podría aplicar a todos los casos, por lo que queda para las hipótesis cuál fue el verdadero origen de cada uno de estos topónimos. ¿Habría un Galegos o habría varios Galegos?

También te puede interesar...

Cualedro es una joya toponímica en nuestro ...

La toponimia de un lugar, además de describirnos el paisaje, es capaz de hablarnos del vínculo que las personas creamos con el...