Trasancos, ¿un orotopónimo o un hidrotopónimo?

Trasancos es hoy el nombre de una parroquia de Narón y de otra del municipio vecino de Ferrol, Santa Icía de Trasancos. Pero históricamente, Trasancos o Terra de Trasancos era el nombre que identificaba el territorio comprendido por los actuales ayuntamientos de Ferrol, Narón, Neda, Fene, Valdoviño y San Sadurniño, y también la denominación que recibía el antiguo arciprestazgo ya en la División de Teodomiro (s. VI). 

Trasancos parece, en un primero vistazo, un topónimo compuesto por dos elementos. El primero podría ser el sufijo Tras-, procedente del latín TRANS ‘detrás de’ o ‘posición más allá de un punto’, rentable en el gallego actual y con una fuerte huella en nuestra toponimia: véase, por ejemplo, la parroquia guitiricense de Trasparga, situada más allá de Parga, y docenas de topónimos transparentes como Trasponte, Trasmonte, Trasdoval, Trasouteiro...  

El enigma está en el elemento que viene después del sufijo. ¿Qué significa y cuál es el origen de ese Ancos? La lexicografía nos da una de las primeras interpretaciones que los etimologistas hicieron de este topónimo. A pesar de que no forma parte del repertorio léxico del actual Diccionario de la Real Academia Galega, sí aparece la palabra anco en su primera edición de comienzos del siglo pasado y en otros diccionarios antiguos. En ellos, anco se define como 'ángulo o revuelta en un camino, en una montaña o en las ensenadas y en los puertos’.  

Nicandro Ares no duda que esta voz anco está relacionada no solo con Trasancos, sino también con otros topónimos como Aveancos, Camposancos, Picos de Ancos e incluso Os Ancares. Edelmiro Bascuas es de la misma opinión al considerar que la palabra ancos es un “celtismo derivado de la raíz *ank-, *ang- ‘curvar’", raíz que dejó huella en el latín ANCUS ‘curvo’ y ANGULUS ‘ángulo’, y en otra lenguas. Esta hipótesis estaría refrendada con la existencia, no muy lejos de las feligresías de Trasancos y Santa Icía de Trasancos, del monte Ancos, un altura en el ayuntamiento de Neda que disfruta de un espectacular panorama del fondo de la ría de Ferrol y de gran parte de la Terra de Trasancos.  

Ahora bien, existe una segunda teoría para explicar el origen del topónimo Trasancos. Esta hipótesis, defendida por Francisco Villar y expuesta por Dolores González de la Peña, postula que estaríamos ante un hidrotopónimo prerromano, esto es, un nombre referido a las aguas. Luego, ancos sería un derivado de la palabra paleoeuropeo *AKWA ‘río’. Esta tesis estaría refrendada por una inscripción encontrada en 2001 en una pequeña placa de loseta que, según Edelmiro Bascuas, debe leerse VGE REBE TRASANCI el TRASAVCI (1), donde REBE sería el equivalente al latín RIBU, por lo que esta loseta estaría “dedicada de forma recurrente al río que forma el territorio de Trasancos o de detrás del río, es decir, al río Xuvia”. Por tanto, Ancos sería la denominación antigua del río Xuvia y el significado de Trasancos sería el de un territorio situado tras pasar la corriente fluvial, en semejanza al territorio de Trastámara, detrás el río Tambre. 

En resumen, ante la pregunta de si Trasancos es un hidrotopónimo o un orotopónimo, la respuesta más cautelosa es decir que la distancia entre nosotros y el primer testimonio del topónimo, más de dos mil años, dificultan que podamos esclarecer esta duda. 

También te puede interesar...

En Ponte Caldelas existe un castro al lado del embalse de Eiras donde moró, en tiempos remotos, un habitante singular: un gigante de...