¿Cuál es el origen del curioso topónimo begontés Fonte Filloa?

Fonte es una de las palabras del gallego común más rentables en nuestra toponimia. El Nomenclátor de Galicia recoge más de quinientos lugares que la incluyen a ella o alguna de sus variantes, como Fon-, y son millares los microtopónimos que se pueden visualizar en Galicia Nomeada. Sin ir más lejos, podemos encontrar en Begonte, el último ayuntamiento que visitó la campaña Toponimízate, los lugares de Fonfría, procedente del latín FONTE FRIGIDA; Fonte Almesendre, tal vez de un FONTE ERMISINDI; Fontela, diminutivo a partir de FONTELLA; y un sonoro Fonte Filloa, topónimo único en el Nomenclátor y, sobre todo, curioso.

El segundo de los elementos del sintagma de este singular topónimo parece remitirnos al sustantivo del gallego común filloa, también llamada freixó en otras partes de Galicia. Sin embargo, parece muy difícil que la torta delgada, típica del Entroido, realizada con una mezcla de huevos, leche, caldo o agua y harina, pudiera modificar una fuente y fijarse en la toponimia para designar algún lugar.

Ante esta incógnita y también por la carencia de atestacións documentales del topónimo, Paulo Martínez Lema lanzó dos hipótesis para intentar explicar este nombre en su obra sobre la Toponimia de Rábade e Begonte. La primera supone un uso metafórico de la palabra filloa, tal vez, por la existencia en la fuente de una corteza (de  algas,  por  ejemplo)  que  se  formara  en la  superficie del agua, sobre todo se ese agua se encontraba empozada. La segunda, más verosímil según el propio autor, relaciona la forma filloa con otros topónimos como Fiollás o Fiolledo, derivados de la voz fiollo, variante de hinojo (del lat. FENUCULO). Se trataría, según Martínez Lema, de una alteración fonética “sin duda condicionada por la existencia y vitalidad del sustantivo homónimo filloa (< lat. FOLIOLA)”.
 

También te puede interesar...

Trasancos es hoy el nombre de una parroquia de Narón y de otra del municipio vecino de Ferrol, Santa Icía...

En Ponte Caldelas existe un castro al lado del embalse de Eiras donde moró, en tiempos remotos, un habitante singular: un gigante de...